Hacemos envíos gratis en V. Santa Rita, Devoto, V. del Parque, Paternal, Agronomía, Pueyrredón, Flores, Villa Crespo y muchos más. ¡Consultanos!

    Los lectores encontrarán un Pescetti desconocido para gran parte del público, en una cuerda muy sensible, emotiva, profunda y serena. Cartas al Rey de la Cabina es un libro para atesorar, un objeto bellísimo con imágenes muy evocativas que recuerda los diarios íntimos y los cuadernos de notas, solo que en esta oportunidad, es el escenario de una historia de amor como la que muchos de los lectores siguen añorando.


    A lo largo de veintidós cartas, el libro expresa con hondo lirismo el sentir de una joven ante su primer desengaño amoroso. Su vida, llena de expectativas, de pronto se ve desbordada por la falta de reciprocidad. A través de sus cartas, en prosa poética, la joven interpela e insiste ante su amado para entender. Quiere comprender, saber, explicarse qué ocurrió, qué alejó al Rey de la Cabina de su lado.


    La joven, Paloma, siente que el modo de distanciarse del mundo, en lo alto de una cabina de una grúa, se parece bastante a su desapego amoroso. Ella cree, intuye, se convence, de que él, Antonio, huye por temor al compromiso; pero no por un temor cómodo, sino por un exceso de responsabilidad. Al Rey de la Cabina le pesa la diferencia de edad entre ellos.


    "Tu, que no llevas más que menos de lo necesario,

    ¿por qué cargaste con algo

    tan pesado como mis fotos?

    ¿O no pesaban?

    ¿Pudiste, por fin (¡ojalá, por favor!),

    ver que esa línea de tinta

    azul como el pez

    que serpentea en la hoja

    después de obedecer mi mano

    no eran rejas?


    ¿Harías el enorme milagro de usarla como alas?

    Nada te atrapa

    porque todo lo hace."

    Cartas al rey de la cabina - Luis Pescetti

    $1.150,00

    Ver formas de pago

    Calculá el costo de envío

    Los lectores encontrarán un Pescetti desconocido para gran parte del público, en una cuerda muy sensible, emotiva, profunda y serena. Cartas al Rey de la Cabina es un libro para atesorar, un objeto bellísimo con imágenes muy evocativas que recuerda los diarios íntimos y los cuadernos de notas, solo que en esta oportunidad, es el escenario de una historia de amor como la que muchos de los lectores siguen añorando.


    A lo largo de veintidós cartas, el libro expresa con hondo lirismo el sentir de una joven ante su primer desengaño amoroso. Su vida, llena de expectativas, de pronto se ve desbordada por la falta de reciprocidad. A través de sus cartas, en prosa poética, la joven interpela e insiste ante su amado para entender. Quiere comprender, saber, explicarse qué ocurrió, qué alejó al Rey de la Cabina de su lado.


    La joven, Paloma, siente que el modo de distanciarse del mundo, en lo alto de una cabina de una grúa, se parece bastante a su desapego amoroso. Ella cree, intuye, se convence, de que él, Antonio, huye por temor al compromiso; pero no por un temor cómodo, sino por un exceso de responsabilidad. Al Rey de la Cabina le pesa la diferencia de edad entre ellos.


    "Tu, que no llevas más que menos de lo necesario,

    ¿por qué cargaste con algo

    tan pesado como mis fotos?

    ¿O no pesaban?

    ¿Pudiste, por fin (¡ojalá, por favor!),

    ver que esa línea de tinta

    azul como el pez

    que serpentea en la hoja

    después de obedecer mi mano

    no eran rejas?


    ¿Harías el enorme milagro de usarla como alas?

    Nada te atrapa

    porque todo lo hace."

    Mi carrito